viernes, 23 de mayo de 2014

CERVANTES, TEATRO Y LÍRICA

FUMANDO ESPERO

María Luisa Arnaiz

Stéphane Coutelle (fotografía)

   Supongo que la mayor parte de ustedes habrá experimentado en algún momento cómo las cadenas de la Lengua son harto difíciles de corroer (los yerros existen) y sabrá cómo, empeñándose, se es capaz de corregir el uso por la norma. Por esa razón creo que la actitud machista y la racista son indestructibles cuando domina el patriarcado y se predica la exclusión. ¿Se educa en pie de igualdad a hijos e hijas?, ¿por qué se mantiene la segregación? En un país que está legislando para aherrojar y cuya omnipresente Iglesia repudia lo diferente es insoportable ver a los clasistas imitar la privacidad anglosajona a conveniencia y no la ética (nadie dimite pese a sus barbaridades). Tanto me da el ‘no se volverá a repetir’ borbónico y rajoyano, el cañético ‘desde luego’ no soy machista, como el peneuvista ‘la mierda ya no viene a Sestao’. Por orden de aparición rima Cervantes en su teatro:

Stéphane Coutelle (fotografía)

No quiero decir que hiendo,
que destrozo, parto o rajo;
que animoso, y no arrogante,
es el buen enamorado.

“El gallardo español”

Ya salió de la gurapas
el valiente Escarramán,
para asombro de la gura
y para bien de su mal.

 “El rufián dichoso”

Corrido va, y muy mohino,
porque, por su desatino,
cierto desastre le vino
que le hizo caminar
por el cañaveral.
Confiado en que es muy rico,
no ha caído en que es borrico.

“La casa de los celos”

Regidores de Daganzo…
de caletre prevenidos
para proveer los cargos
que la ambición solicita
entre moros y cristianos.

“La elección de los alcaldes de Daganzo”

6 comentarios:

  1. la basura que gobierna

    la incidencia de mantenerse

    la estupidez de votarlos

    ResponderEliminar
  2. ¡Has dicho en la primera parte! y has corroborado en la segunda. No queda más que decir.

    ResponderEliminar
  3. Los negros siguen siendo negros mientras les llamemos de color, los maricones lo son mientras les llamemos gays, los pobres lo son mientras les llamemos menesterosos, los viejos lo somos mientras les llamemos tercera edad. Hay demasiada palabrería. Llamemos a las cosas por su nombre y quizá podamos vivir juntos y entendernos, porque todos tenemos el corazón en el mismo lado. Incluso los que parece que no lo tienen.

    ResponderEliminar
  4. Impresionante, el machismo campea a sus anchas en la mente del poder, de los que mandan y esos, no son, siempre, solo hombres. El machismo es algo que va implícita en nuestra desgraciada cultura, habiendo como hay, tantas raíces en hombres como en mujeres. Anoche, en la tertulia de las copas de los viernes, un estúpido machista me dijo, hablando del tema: "Oye, Enrique, que aquí no lapidamos a las mujeres" ...

    ResponderEliminar
  5. Belo descrever.
    Lindo domingo!

    Bjins e meus sonhos e delírios
    CatiahoAlc./ReflexodAlma

    ResponderEliminar
  6. ¡Hasta que se encuentre con la horma de su zapato!
    Salu2, Mª! Luisa.

    ResponderEliminar