viernes, 31 de enero de 2014

TERROR BLANCO

FÁBULA DE UN ANIMAL INVISIBLE

María Luisa Arnaiz

Violinista, detalle, Diego Dayer

   El hecho -particular y sin importancia- de que no lo veas no significa que no exista, o que no esté aquí acechándote desde algún lugar de la página en blanco, preparado y ansioso de saltar sobre tu ceguera.

Wilfredo Machado

8 comentarios:

  1. ¿Todo lo que no vemos es una amenaza? Procuraré estar alerta.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Cuidado os cegos

    andam por aí

    e sobem ao poder

    ResponderEliminar
  3. Eso sí que da miedo: no saber por dónde puede venir el monstruo.
    Salu2, Mª Luisa.

    ResponderEliminar
  4. Para ver é preciso olhar também com a razão.

    ResponderEliminar
  5. Es una gran verdad
    muchos monstruos andan sueltos....
    nadie podría saber en que momento te tocan la puerta...
    o simplemente pasan sin ser vistos...

    ResponderEliminar